Todos llevamos oscuridad en el alma, a veces nuestras, a veces un veneno inoculado por personas despreciables.

Fátima, nuestra rebelde y bella, un día decidió casarse… lo había pensado mucho y juntó el dinero para la boda. Fue a Villa del Rosario para averiguar fecha en el Registro Civil.

Con su pareja habían soñado levantar una vivienda, de a dos, como corresponde en  los Manuales de la Vida.

Sin embargo Fati se encontró con una casa que se caía a pedazos, dos personas mayores casi enfermas, ventanas con palos, piedras en vez de piso, techos con goteras.

El suegro tenía cortada una pierna por mala praxis, a diario tomaba  Morfina. Su suegra, con Mal de Chagas, pesaba menos de cuarenta kilos.

Fati se enoja y decide suspender todo, pero se dedica a levantar ese lugar, hace una pieza nueva, arregla techos y ventanas.

Luego se entera que la familia de su novio tiene deudas enormes con la farmacia por los medicamentos de los padres y Fati llega a un arreglo de trabajar gratis para achicar la deuda.

 

 

Al mismo tiempo va armando de un kiosco con cosas que compraba en Córdoba Capiital, bijouterie, juguetes, y a seguir  achicando la deuda

En una discusión cotidiana, el Maldito Novio golpea en la pierna a la Bendita Bella, la hace caer y le pone el pie sobre la cabeza, presionando. Fati reacciona como la tigresa que es, se zafa y le revolea un palo de escoba.

Fati se marcha, asustada, en una bici llena de impotencia y lagrimas. Deja todo, al Maldito, a esa casa que construyó con sus propias manos.

Piensa, hace la denuncia y llegan las restricciones de cercanía. Fati sigue trabajando en otro lugar, en otra vida, más tranquila, más feliz.

 

 

Un día, el Maldito la cruza, la increpa, la insulta. Ella lo enfrenta, valiente. Aparece un primo que golpea al  Maldito, llega la Policía, el Maldito huye para toda la vida.

Una obsesión, una locura, una tigresa salvada de la lista enorme y terrible de los Femicidios.

Un par de ojos dulces, una morocha cordobesa, una Mujer de Pasión, una Madre babosa… Fátima.

 

 

GELLI – PRODUCTOS DE LIMPIEZA

8 Comentarios

Dejar respuesta

Ingrese su comentario por favor!
Please enter your name here